Sistemas de Videoconferencia

Sin comentarios
Los sistemas de videoconferencia llevan muchos años en el mercado. Primero nacieron como una extensión de las comunicaciones telefónicas por lo que utilizaban protocolos y conexiones clásicos en estas redes y por lo tanto implicaban una inversión importante en infraestructura: no era sólo comprar el equipo sino también había que mantener varias líneas RDSI de uso exclusivo para esta aplicación. El bajo impacto de la tecnología hizo que los sistemas fuesen caros de adquirir haciendo que, a su vez, hubiese menos empresas interesadas.
Con la llegada de los protocolos de compresión de audio y video y la extensión de las comunicaciones IP los equipos de videoconferencia tuvieron un pequeño resurgir por el ahorro de costes que se consiguió. Pero los diferentes protocolos existentes y las guerras entre fabricantes hicieron que se tardase años en normalizar un único método de conexión por lo que las conferencias no eran tan fáciles de realizar como debieran por lo que no llegaron a popularizarse.
Con la llegada de la banda ancha a los hogares y la mejora de la capacidad de cálculo de nuestros ordenadores, se ha llegado a un punto en el que podemos realizar videoconferencias de alta calidad sin necesidad de adquirir un equipamiento específico y utilizando simplemente nuestros mismos ordenadores de la empresa con un micrófono y una webcam. Además esta combinación nos permite mostrar documentos o información a los otros participantes en la videoconferencia.
La tecnología ha avanzado hasta el punto en que se han eliminado las barreras económicas para montar un sistema de videoconferencia. Hoy en día podemos optar desde simplemente alquilar la capacidad de videoconferencia a una empresa externa a la que nos conectamos con una aplicación o un simple navegador; hasta montajes de salas con una calidad de video y audio máximas.
Ahora puedes contactar y mostrar nuestros productos a un cliente de otra ciudad de forma fácil y económica o reunirse con personal de la empresa que esté desplazado o con otras delegaciones. Así reduciremos costes y tiempos de desplazamiento y sólo habrá que viajar si realmente es necesario.
YmantSistemas de Videoconferencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *