MRTG Software

Sin comentarios

En un artículo anterior realizamos una breve descripción de un protocolo de red bastante olvidado por el gran público: SNMP. Se trata de un protocolo que no tiene una aplicación directa de cara al usuario general como sí tienen HTTP, FTP, SMTP, etc., pero que es ampliamente utilizado por los departamentos de explotación de sistemas debido a su facilidad de implementación, su gran adaptabilidad a los diferentes entornos, y la capacidad de recolectar información importante para evaluar el correcto funcionamiento de los diferentes entornos productivos.

Tras la parrafada anterior vamos a mostrar un ejemplo claro de la aplicación práctica que puede tener el protocolo SNMP y cómo puede ayudar a gestionar mejor las comunicaciones de nuestra empresa: una pequeña empresa de alquiler de coches con 5 oficinas distribuidas en las diferentes zonas turísticas y que utiliza una aplicación de gestión centralizada que se encuentra en nuestras oficinas centrales. En este ejemplo podemos ver que en caso de problemas con una de las líneas de comunicaciones puede generar problemas e inconvenientes a nuestros clientes de una oficina remota.

La activación del protocolo SNMP en los routers que dan servicio a las comunicaciones nos permite conocer de forma remota y centralizada el estado de nuestras líneas y detectar si hay algún problema por saturación en la línea o si hay problemas de microcortes repetitivos que hacen que todo el tráfico se ralentice (al perderse la información y tener que volver a enviarla).

Si podemos graficar la información de anchos de banda podemos realizar una estimación de crecimiento del consumo y saber si nuestras líneas de comunicaciones se quedarán cortas cuando llegue la temporada alta. Así podríamos adelantarnos a los problemas que generan unas líneas saturadas.

Aunque en el mercado existen múltiples soluciones software para gestionar esta información utilizaremos como ejemplo el funcionamiento de un clásico de este mundillo: MRTG.

El software MRTG, o cualquier otro, se instala en un servidor central y se le indica qué routers deseamos monitorizar. Hay que asegurarse antes de que el servidor será capaz de realizar las peticiones gestionando los permisos de firewall o configuraciones de los equipos que hagan falta.

Una vez el servidor está instalado lanza peticiones SNMP a los diferentes equipos preguntándoles sobre el caudal utilizado en las diferentes interfaces de conexión. Estos routers responden con la información solicitada y se guarda en una base de datos para su posterior revisión.

Para el ser humano es mucho más fácil interpretar información de una gráfica que de una tabla de datos, por lo que un módulo de informes de la aplicación se encargará de plasmar la información almacenada en la base de datos en un formato gráfico de fácil lectura para nosotros.

YmantMRTG Software

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *